¿Negocio para pocos?: cómo funciona la minería en Bitcoin

Se conoce como minería al proceso mediante el cual se crean nuevos bitcoins. Es, por diseño, un trabajo costoso que tiene por objetivo asegurar la red Bitcoin y evitar que cualquiera pueda modificarla. Las empresas que desarrollan tecnología de minado ganan importantes ventajas y hoy concentran gran parte de la minería. ¿Está en riesgo la descentralización de Bitcoin?

Minería digital

Podemos comparar la minería de bitcoins con la minería de la reserva de valor con más historia: el oro. Al igual que el oro existe bajo tierra, pero no entra al mercado hasta ser extraído. Con los bitcoins pasa algo similar: si bien el protocolo estipula que habrá un total de 21 millones de bitcoins, hasta que estos no se “minan”, no entran en circulación.

Los mineros “extraen” o reciben nuevos bitcoins cada vez que procesan un bloque con transacciones válidas y lo incorporan a la blockchain.

Algunos nodos de la red son mineros. Estos se encargan de agrupar transacciones de la memoria de la red en nuevos bloques e incluirlos en la blockchain. Para hacer esto resuelven complejos cálculos matemáticos y ponen la respuesta en el nuevo bloque. Estos problemas requieren encontrar un número que combinado con la información del bloque (transacciones + identificador del bloque anterior) y procesado por la función hash produzca un resultado que este en un cierto rango. Parece sencillo, pero es un cálculo sumamente difícil, aún para las computadoras modernas.

El precio de hacer cuentas

Lo interesante del problema matemático detrás de la minería de bitcoins es que no hay una forma eficiente de llegar a la solución. La única forma de resolverlo es probar muchas (muchas, muchas) combinaciones. Es lo que se conoce como fuerza bruta.

La función hash hace que sea imposible determinar cuál será el resultado antes de evaluarla. Los mineros tienen que probar números y combinarlos con los datos del bloque hasta obtener un resultado que cumpla con los requisitos de la red. En el caso de Bitcoin, se le pide a los mineros que el resultado comience con una determinada cantidad de ceros. No hay forma de saber qué números van a funcionar. Entonces los mineros deben tener grandes computadoras probando distintos números con la mayor velocidad posible. Tener estas máquinas encendidas tiene un costo energético y los mineros están obligados a invertir recursos reales para participar.

El primer minero que obtiene un hash que encaja se gana la recompensa del bloque. Esta incluye nuevos bitcoins y todas las comisiones de las transacciones allí procesadas.

Evolución de la minería

Si bien al principio se usaba cualquier clase de computadora para minar bitcoins y podía llegar a ser redituable, hoy se trata de una industria hiperespecializada que ya desarrolla máquinas. Computadoras como estas, diseñadas con un único propósito se conocen como ASIC o Circuitos Integrados de Aplicación Específica. Estas computadoras son mucho más eficientes que un microprocesador comercial o una placa de video de uso general.

Pero esta clase de computadoras no se consiguen tan fácilmente y las empresas que las fabrican suelen priorizar sus propias operaciones por sobre las ventas a terceros. Así, ellos tienen acceso privilegiado a mejor tecnología y obtienen ventajas a la hora de ser los primeros en encontrar la solución al problema y ganar los bitcoins.

Si bien durante años anteriores la minería de bitcoins se centralizó parcialmente debido a la enorme inversión de Bitmain (AntPool), en sus mineros AntMiner, este ya no es el caso. Hoy el hashrate se encuentra distribuido de la siguiente manera:

Aún si la minería se concentra, los mineros no son los únicos nodos de la red. El resto de los nodos debe aceptar los bloques procesados por los mineros y los usuarios podrían cambiar las reglas de consenso en caso de requerirse.

Los ASIC hicieron de la minería un segmento mucho más competitivo. Aquellos que no tengan equipos con una buena eficiencia, no pueden tolerar grandes bajas en el precio del Bitcoin y se ven obligados a apagar sus equipo si este baja demasiado. Pero como se trata de un problema de costo energético, aún con equipos inferiores, quienes tengan acceso a electricidad barata siempre podrán competir. Parece raro, pero Bitcoin está impulsado el desarrollo de nuevas fuentes de energía renovable en lugares donde antes no había nada.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar botones
Ocultar botones