Navegando el mercado de stablecoins

stablecoin

Las criptomonedas como Bitcoin suelen estar asociadas a la alta volatilidad, pero la tecnología de tokens hoy permite que tengamos monedas estables, las llamadas “stablecoins”. En Buenbit está disponible una de ellas, DAI. Pero, ¿por qué le ofrecen estos activos de precio al mundo cripto?

En primer lugar, las stablecoins son una respuesta a las fluctuaciones y la volatilidad del mercado de criptoactivos. Éstas le ofrecen a los inversores una forma de atar sus fondos al dólar sin tener que salir nuevamente al circuito tradicional. La existencia de esta clase de tokens también agiliza la entrada y la salida de activos altamente volátiles; es posible pasar de Bitcoin a DAI en un par de segundos.

Si bien son un concepto relativamente nuevo, pueden clasificarse en tres tipos: respaldadas por dinero fiat, respaldadas por cripto y aquellas que no tienen respaldo, también conocidas como algorítmicas. Todas las stablecoins prometen, valga la redundancia, estabilidad y es por esto que resulta fundamental entender cómo cada una intenta lograrlo.

Actualmente, la stablecoin más utilizada es Tether, una moneda que busca mantener su precio en US$ 1 guardando reservas en dólares equivalentes a los USDTether (USDT) en circulación. Ésta encaja con el primer tipo de stablecoins y si bien es el principal jugador del mercado, tiene sus problemas.

El hecho de obtener una paridad con el dólar estadounidense mediante reservas significa que hay un alto grado de centralización en sus operaciones. Tether no solo es una empresa privada, sino que para mantener seguros los fondos necesita de un socio bancario que se encargue la custodia de varios miles de millones de dólares. Como Tether, existen múltiples proyectos que ofrecen tokens respaldadas por reservas en dólares. Algunas de ellas son Paxos Standard (PAX), TrueUSD (TUSD) y Gemini Dollar (GUSD). En este escenario, el banco al cual Tether le confía sus fondos podría en el futuro decidir dejar de prestarle servicios, ya sea por cuestiones comerciales o por presión de los reguladores.

Para evitar los problemas que trae el colateral en dinero fiat, otros proyectos buscaron una solución en las propias criptomonedas. DAI, la moneda de Maker DAO,  por ejemplo, no usa dólares como colateral, sino ether, la criptomoneda de la red Ethereum. Pero el Ether, a diferencia del dólar es un activo sumamente volátil. Por eso Maker tiene un sistema que permite aumentar y reducir las reservas de ether según el precio de DAI de forma que el mercado siempre lo acerque a la paridad con el dólar.

El mecanismo de estabilidad de DAI es complejo, pero puede simplificarse al comparar la criptomoneda con una red de préstamos. Para obtener DAI, cualquier persona puede depositar ether. Luego, puede recuperarlos al devolver los tokens DAI y pagar una comisión correspondiente. Cuando se encuentra por debajo del precio del dólar, el costo de generar DAI aumenta, haciendo que deban depositarse más ether para obtener una cierta cantidad de DAI. Esto aumenta el valor del DAI ya que luego pueden cambiarse por ether. En cambio, cuando el valor está por encima del precio objetivo, los costos se reducen, impulsando la emisión de DAI. El sistema está explicado en mayor profundidad en el sitio oficial de DAI.

Todavía, no existe una stablecoin perfecta y descentralizada. Un estudio realizado por el departamento de investigación de Bitmex concluyó que todavía se está buscando una solución óptima, pero a medida que la tecnología mejore, las stablecoins resultarán cada vez más efectivas a la hora de permitirle a sus usuarios mantener el valor de sus fondos sin salirse del circuito cripto.

1 thought on “Navegando el mercado de stablecoins

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *