Ahorristas 3.0: cómo guardar cripto y evitar la volatilidad

La tecnología que rodea las criptomonedas evolucionó con los años y ya no es para unos pocos. Hoy, acceder, atesorar e intercambiar activos digitales es mucho más sencillo que hace 5 años. Aún así, todavía hay que tener en cuenta algunos detalles a la hora de invertir en criptomonedas como Bitcoin. Repasamos como armar un plan de ahorro que sobreviva al futuro.

Selección de activos

La oferta de criptoactivos se volvió enorme. Desde que apareció Bitcoin en 2009, cada año aparecen nuevas monedas y hoy hay más de 1.000 proyectos activos en el mundo. A la hora de ahorrar en cripto, la primera decisión es la forma de ahorro en sí.

Bitcoin

Bitcoin (BTC) sigue siendo la principal criptomoneda para los ahorristas. Si bien su precio fluctúa, es Bitcoin el activo que define las tendencias del mercado y su enorme marketcap de US$ 170 mil millones dificulta su manipulación. La criptomoneda creada por el grupo Nakamoto corre con la ventaja de ser la primera y su mayor adopción hace que el activo digital de más fácil acceso.

Stablecoins

Las monedas estables, conocidas como stablecoins, son otra alternativa para los ahorristas interesados en las ventajas tecnológicas de los activos digitales, pero que prefieren no apostar al Bitcoin. Hoy existe una gran variedad de stablecoins, desde monedas como Tether que cuentan con un respaldo en dólares hasta sistemas descentralizados como Dai (DAI), cuyo colateral está en Ether (ETH), el token de la red Ethereum.

Altcoins

El mercado de Altcoins es gigante y ya cuenta con proyectos de toda clase. Sean tokens de utilidad para plataformas específicas o proyectos de tokenización de activos tradicionales como el oro, hay para todos los gustos. La cuestión con las altcoins es que todavía se trata de un mercado chico y sumamente volátil. Para los ahorristas menos experimentados en el campo, es recomendable mantener solo una pequeña parte de su porfolio en altcoins o evitarlos completamente.

Ser tu propio banco

El sistema descentralizado que proponen las criptomonedas implica que cada usuario se haga responsable de sus propios activos digitales. La realidad es que esta modalidad no es para todos, pero hoy existen herramientas y recursos que permiten que cualquier persona almacene de forma segura sus activos digitales.

Hardware wallets

La solución más fácil y efectiva es comprar una billetera física. Actualmente hay tres marcas que lideran el mercado: Trezor, Ledger y Keepkey. Las tres soportan Bitcoin y tokens ERC20 de la red Ethereum. En caso de querer guardar otras monedas, es conveniente consultar la página de cada fabricante y ver el listado de tokens que soportan. Si bien en la Argentina son productos costosos, a la hora de considerar los criptoactivos como una forma de ahorro a largo plazo es fundamental contar con la infraestructura necesaria. Las billeteras físicas son una excelente solución.

Billetera de papel

En caso de no contar con los recursos para adquirir una hardware wallet, lo más recomendable es investigar y estudiar cómo crear billeteras de papel. Los backups físicos no corren el riesgo de ser hackeados. Eso sí, hay que asegurarse de crear copias del backup y guardarlas en lugares seguros, idealmente en distintos sitios.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar botones
Ocultar botones